El hormigón fratasado es una técnica de pavimentación enfocada a lugares en los que se necesita una gran durabilidad y resistencia, haciendola idonea para pabellones industriales, garajes y lugares en los que se precisan de suelos muy resistentes y brillantes.

La técnica de hormigon fratasado consiste en echar una capa de hormigón elaborado en planta que tiene unas caracteristicas especificas dependiendo del producto elegido. Una vez que el hormigón se ha vertido y nivelado se le aplica sobre la capa todavía fresca una capa de mortero compuesta por cemento, áridos y ciertos minerales (sílice, cuarzo, ..) que junto a unos pigmentos de color nos dan como resultado un pavimento resistente, con una amplia gama de colores y brillante que nos transmite una agradable sensación de impieza y amplitud.